Categoría: CCOO Ayuntamiento de Madrid

Elecciones municipales: otro Ayuntamiento es posible

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/mayo2015_44.html

La ciudadanía, con su voto, ha hecho posible que las esperanzas puedan acabar por ser realidad. El sábado 13 se producirá el relevo en la Alcaldía. El resultado de las urnas es claro: las madrileñas y madrileños se han pronunciado por el cambio en el primer Ayuntamiento del país. Una apuesta que desde CCOO alentamos y apoyamos.

Estos 25 años de gobierno de la derecha han producido una desmesurada acumulación de poder en manos de grandes empresas, lesiva para la ciudad y sus habitantes. Las desigualdades se han incrementado. Los últimos ocho años han empeorado la situación. Gallardón y Botella dejan una ciudad irrespirable, en la que los más vulnerables son desatendidos, con fortísimos impuestos que no discriminan los niveles de renta, y una deuda colosal que en manos de Ana Botella y del Ministro Montoro han provocado la etapa de “ajuste” (recortes) más prolongada, intensa e injusta que se recuerde.

Para CCOO ha llegado el momento de girar en las formas y en los objetivos de la gestión municipal. El freno al egoísmo, junto con la mejor gestión y fortalecimiento de los servicios públicos han de ocupar el primer lugar en las prioridades del Ayuntamiento. Las trabajadoras y trabajadores municipales, despreciados por nuestros gobernantes cesantes, venimos obligados a resituarnos en este nuevo contexto. Es el momento de colaborar en poner freno al despilfarro y la ineficacia, de volver a pensar en nuestras vecinas y vecinos, en la Ciudad, en la extensión y calidad de los servicios públicos municipales. En Madrid se abre la posibilidad de un cambio que necesitará de nuestro concurso, del de la ciudadanía y del de la plantilla.

Cualquier nuevo Gobierno merece un tiempo de confianza. Las reivindicaciones laborales se han acumulado a lo largo de todos estos años. Pero nuestras prioridades son claras y conocidas. El principal e inmediato reto consiste en recuperar el derecho a la negociación colectiva. Y esto implica, en lo más concreto, recuperar nuestro Acuerdo-Convenio, en toda su extensión y en todos los lugares. Y La primera estación de este camino es la jornada de verano.

La lista de reivindicaciones pendientes, como decimos, es abundante. El reto consiste en encontrar caminos que permitan conquistarlas, en abrir espacios donde resolver colectivamente los problemas y recuperar derechos, mejorando el Servicio Público, nuestro día a día y el de los habitantes de esta Ciudad. Estas son las esperanzas y los compromisos de trabajo de CCOO.

 

Anuncios

CCOO denuncia la destrucción de documentos en el Ayuntamiento de Madrid (Huffington Post)

EL HUFFINGTON POST / EFE

 

AYUNTAMIENTO DE MADRID

La legislatura acaba con polémica. El sindicato CCOO ha denunciado la destrucción “masiva” de documentos en el Ayuntamiento de Madrid, que la corporación municipal ha desmentido alegando que se trata de una actividad rutinaria para liberar espacio que no tiene efectos porque de todos ellos queda un original en la Intervención General.

En un comunicado, CCOO califica de “desmesurada” la destrucción de documentos en las instalaciones municipales y recuerda que el artículo 413 del Código Penal castiga a cualquier autoridad o funcionario público que, a sabiendas, retirase, destruyese, inutilizase o ocultase “total o parcialmente” documentos.

A raíz de esta acusación, fuentes del Ayuntamiento de Madrid han indicado a Efe que todos los departamentos municipales generan papeleo de todo tipo, en muchas ocasiones copias, que rutinariamente se destruye en trituradoras de papel y se elimina.

Tras destacar que no existe en las estancias municipales espacio suficiente para toda esa documentación, las mismas fuentes recalcan que la Intervención general guarda copia de todos los documentos oficiales originales de la administración.

Ante estos argumentos de la corporación, CCOO reclama explicaciones “más motivadas”, pide un relevo en la corporación ajeno a las rencillas “partidistas” e insiste en que sería más “lógico” esperar a que la nueva corporación “decidiera qué sobra, qué falta y qué espacio necesita”.

Unas elecciones para defender el Servicio Público

http://www.ccooaytomadrid.es

Ya está aquí la segunda gran cita electoral.

La primera, nuestras elecciones sindicales, se saldó positivamente con el aumento de la participación de la plantilla. Nos sentimos copartícipes de la mejoría de este índice, tan importante, pues no dejamos de proponer a lo largo de toda la campaña, por escrito y en asambleas, que se acudiera a las urnas.

Ahora vienen las elecciones municipales y autonómicas. De las urnas del próximo domingo saldrá un nuevo Gobierno municipal. ¿Nuevo? Esta es la cuestión.

Hay cosas que en la España de hoy no tienen discusión. Todos los partidos, sin excepción, hablan de cambio. Rajoy habla de cambio. Cuando le preguntan a Esperanza Aguirre por la situación de la Ciudad y del Ayuntamiento contesta como si 25 años de Gobierno del Partido Popular no fueran con ella, como si además nunca hubiera gobernado…, y habla de cambio.

La cuestión es que sabemos, o deberíamos saber, que hay cosas que no funcionan y que, por tanto, no nos interesan. No sólo hablamos de las políticas que insisten en cargar la crisis a las espaldas de la clase trabajadora, dibujando así una España en la que el elemento de competitividad y desarrollo son el empleo precario y los salarios bajos, mientras los ricos son más ricos. Lo que no deberíamos olvidar es que el debilitamiento del Estado del Bienestar no es la solución, porque nunca fue el problema. Al revés. La existencia de fuertes servicios públicos, que redistribuyen la riqueza creada por todos, ha sido fuente de cohesión social al permitir que las familias trabajadoras gozaran de la imprescindible igualdad de oportunidades abriendo la puerta al progreso de nuestra sociedad en su conjunto. Por tanto, a quien pretenda seguir atacando el Estado del Bienestar deberíamos considerarle contrario a nuestros intereses y, por tanto, no votarle. Y tampoco debiéramos olvidar que la corrupción, tan extendida como intolerable, se ha desarrollado al abrigo de las administraciones públicas, obteniendo gasolina de las privatizaciones de los servicios públicos. Porque el neoliberalismo de algunos no es una simple idea, sino que oculta una descarada forma de procurar negocios a los amigos.

Esperanza Aguirre tiene ganada la simpatía de la ciudadanía situada en el extremo más a la derecha. Y para los sectores templados de su electorado guarda la capacidad de modular su discurso, o de intentar asustarlos acusando a sus oponentes políticos de simpatizar con ETA.

Esperanza Aguirre tiene grandes capacidades para engatusar al electorado. Toda una vida dedicada a la política ha sido un buen entrenamiento. Es comprensible que su desesperado Partido apueste por ella. Más difícil nos resulta entender que la fichara una empresa de cazatalentos. Ahí ha demostrado ser, al menos, auténticamente inepta, pues según ella misma reconoce hay una larga lista de cargos de su confianza que han resultado corruptos.

Su prolongada trayectoria política, que incluye un importante número de años gestionando, nos permiten conocerla a fondo. Sabemos cuáles son sus ideas, porque las ha puesto en práctica. No es nueva.

Seguro que podemos estar todos de acuerdo en que Esperanza Aguirre es una clara apuesta a favor de las privatizaciones de los servicios públicos. En la Comunidad Autónoma fue la impulsora de la privatización de la sanidad y de la educación, oponiéndose con todas sus fuerzas a la Ley de la Dependencia… Y esto por sólo enfocar nuestro discurso en sus posiciones respecto al Estado del Bienestar. Porque en materia de derechos civiles tampoco engaña a nadie al mostrarse partidaria de la libertad cuando se trata de aparcar en un carril bus, y liberticida cuando hablamos de los derechos de las mujeres, del matrimonio entre personas del mismo sexo, del derecho a la libertad de expresión (Telemadrid)… De la misma manera que sabemos que no es la candidata adecuada, todo lo contrario, para restablecer el diálogo social, el derecho a la negociación colectiva.

He aquí las claves a las que creemos debemos atender el próximo domingo. Las trabajadoras y trabajadores municipales conocemos la terrible situación que vive nuestra Ciudad y nuestro Ayuntamiento. Sabemos que necesitamos abrir ventanas para respirar. Y levantar alfombras. Esperanza Aguirre no es la candidata para un gobierno municipal realmente nuevo. Esperanza Aguirre es más de lo mismo.

La auténtica esperanza está en llenar las urnas de papeletas que permitan un gobierno nuevo, sin vinculación con los pasados 25 años de gobiernos del Partido Popular. Y sin olvidar que su llegada al poder vino precedida de un pacto con otra fuerza política emergente en aquellos días, el CDS, que le sirvió de muleta para primero desalojar a la izquierda del poder y luego hacerse con la mayoría absoluta.

Trabajadoras y trabajadores municipales, acudid de nuevo a las urnas. En esta ocasión para cambiar el Gobierno de la Ciudad de Madrid y ayudar con la fuerza de los votos a quienes proponen defender los servicios públicos, es decir, a los que anuncian que pretenden ocuparse de recuperar una Ciudad y un Ayuntamiento para la igualdad, la solidaridad y la libertad.

 

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/mayo2015_42.html

Jornada de verano, ¡YA!

http://www.ccooaytomadrid.es/

Tic-tac, tic-tac, tic-tac. Se acerca el verano. Y las elecciones municipales. Seguimos igual. Dicen que tenemos nuevo Concejal de Personal. Debe de ser cierto, porque parece ser que es quien firma el Decreto de Reducción de Jornada, sin recuperación, en esta semana de San Isidro. Debe ser cierto, aunque no tenemos más señales de su mundana existencia. No responde a nuestros escritos. Ni se le espera.
Claro que igual no se trata de una ausencia física. Igual es que ya no hay vida inteligente. ¿Puede haber alguien en su sano juicio que a estas alturas se empeñe, más solo que la una, en mantener trato tan desigual? ¿Puede haber alguien medianamente inteligente que no vea que es de soplagaitas esta obstinación infantil?
Como quiera que no podemos conformarnos con contestar a nuestras preguntas tirando del título de aquella canción, “La respuesta está en el viento”, vamos a comprobarlo. MAÑANA, JUEVES 14, OS CONVOCAMOS DE NUEVO A PROTESTAR. Cinco minutos. Con pancartas de papel. En el momento que os resulte más propicio en cada uno de los centros de este Ayuntamiento. Y como el viernes pasado, ¡ENVIADNOS FOTOS! Esta vez es más importante aún, porque para la próxima semana, antes de las elecciones, estamos preparando más movilizaciones y la salida a la opinión pública con el conflicto.
Si hay vida inteligente, igual está dormida. Vamos a despertarla.

El voto de la alegría

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/abril2015_39.html

Comenzamos la campaña electoral, hace ya tres largas semanas, proponiendo convertir las elecciones del 28 de abril en un nuevo acto de movilización acudiendo masivamente a votar. Hoy, último día de campaña, os proponemos además votar para hacer posible el cambio necesario, para conseguir que lo hagamos entre todas y todos, votando CCOO.

Somos el único sindicato con candidaturas en todas las Juntas de Personal y Comités de Empresa del Ayuntamiento. No es casualidad. Conocemos el Ayuntamiento, los problemas de la Institución y de sus plantillas. Tenemos propuestas y soluciones concretas y globales. Por eso contamos con compañeros y compañeras de todas las categorías profesionales, de todos los ámbitos incluidos en este proceso electoral, dispuestos a asumir la responsabilidad de defender los legítimos intereses de sus representados y de los servicios públicos como una sola voz. En eso precisamente consiste el sindicalismo de clase. En defender la legitimidad de todos desde el convencimiento de que sólo soluciones colectivas, que sumen las fuerzas que de otra manera estarían dispersas, nos permitirán salir de la situación actual.

Os proponemos votar a CCOO como acto de indignación y rebeldía. Pero también para mostrar nuestras intenciones de actuar, de no quedarnos quietos instalados en la simple y estéril queja. A estas alturas toda la plantilla sabe que votar a CCOO no es desentenderse durante los próximos cuatro años del devenir de nuestros derechos. A estas alturas sabemos que votar a Comisiones es tener la seguridad de que tarde o temprano, siempre que la ocasión lo requiera, seremos llamados a consulta, o a la movilización, o atendidos en la necesidad de ser escuchados para formular propuestas. Porque a estas alturas toda la plantilla sabe que nuestro Sindicato no es nuestro, que es la herramienta puesta a disposición de aquellos que saben que para cambiar las cosas hay que permanecer fuertes y unidos.

Pedimos el voto de la alegría. Porque no nos resignamos. Porque sabemos que recorrimos un largo camino hasta llegar aquí y estamos orgullosos de nuestra historia, del legado que nos dejaron generaciones anteriores que tanto lucharon por un futuro que fue mejor para nosotros que para ellos. Pedimos el voto de la alegría porque sabemos que lo vamos a conseguir, que trabajando juntos vamos a revertir la situación, y que cuando el cambio se siente en las butacas del Pleno del Ayuntamiento ahí estaremos los de Comisiones Obreras, los primeros en arrimar el hombro aportando nuestro esfuerzo para cerrar esta página triste de la historia de la Ciudad.

Trabajadoras y trabajadores orgullosos de vuestra condición, leales con el Servicio Público, defensores de la justicia, la solidaridad, la igualdad, votad CCOO.

Convocada COMISE para la Jornada de Verano

http://www.ccooaytomadrid.es/

Hemos recibido convocatoria de reunión de la Comisión de Seguimiento del Acuerdo-Convenio para mañana, jueves 23 de abril. El orden del día es exactamente el mismo que el de la convocatoria anterior que, como ya informamos, se suspendió, alegando la Corporación como motivo del aplazamiento el cambio en la cabeza de la concejalía que se ocupa de Personal por la salida de Dancausa del Ayuntamiento.
El tema estrella es, sin duda, la jornada de verano. Los responsables de Personal nos han negado sistemáticamente la posibilidad de ser tratados en pie de igualdad con el resto de empleadas y empleados públicos de otras administraciones gobernadas por el Partido Popular. Ministerios, comunidades autónomas y ayuntamientos han venido reduciendo sus jornadas de trabajo en verano, mientras que a nosotros se nos aplicaba el Decreto 20/2012 al milímetro. Lo hemos repetido hasta la saciedad. El Partido que nos gobierna no tiene ni un solo argumento para defender tamaño desafuero. Nos han discriminado, vulnerando el principio de igualdad… Ellos (y ellas), encargados por la ciudadanía de velar por un interés público que se fundamenta en la igualdad de trato.
Siempre hay tiempo para rectificar. Hasta aquí nos han impuesto los incrementos de jornada mediante decretazo. Veamos si el cambio en el Área implica una forma distinta de ver las cosas. En cualquiera de los casos la posición de este Sindicato va a ser la misma que hemos mantenido estos años: queremos ya la jornada de verano, en los mismos términos que la disfrutan el resto de empleadas y empleados públicos.

Acoso laboral en el Ayuntamiento de Madrid

Por Alejandra Acosta, Periodista y funcionaria del Ayuntamiento de Madrid

“Dejáis las sillas muy calientes”, “sois unas vagas, no hacéis nada y tenéis muchas vacaciones”….

Estas son algunas de las gravísimas humillaciones que las Periodistas del Gabinete de Prensa del Ayuntamiento de Madrid hemos soportado durante 12 años, concretamente desde 2003, cuando llegó Alberto Ruiz-Gallardón a la Alcaldía. Lo hizo “equipado” de un colosal número de cargos de confianza que usurparon el trabajo de los funcionarios y los condenaron al más absoluto ostracismo. Esta violencia cruel e innecesaria no solo ha sido verbal, también física, como puñetazos y patadas a mesas y sillas solo por reclamar los derechos laborales básicos que nos han negado a lo largo de una década, y hasta ha habido un tirón de pelos a una redactora.

Lee el artículo completo de nuestra compañera en Cuartopoder.es

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/abril2015_38.html

Otro Ayuntamiento es posible

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/abril2015_37.html

Como en ocasiones ocurre en las programaciones televisivas, interrumpimos la línea informativa habitual de este Boletín Digital, concebido para manteneros al tanto del devenir de las relaciones laborales en nuestro Ayuntamiento.

La campaña de las Elecciones Sindicales 2015 se ha iniciado. Es el momento de presentar balance de la actividad desarrollada y de formular propuestas para los próximos años. Así lo demanda nuestro sistema representativo laboral. Y nuestra forma de entender la democracia como forma de vida, como compromiso con las gentes a las que defendemos.

Han sido cuatro años muy difíciles. Los más duros del periodo democrático. Desde luego incomparables con aquellos tiempos en los que los sindicalistas de CCOO nos jugábamos la libertad y nos arrebataban la vida en las calles y en despachos laboralistas. Pero los hemos afrontado aplicando la cultura generada en CCOO durante años de lucha generosa, inteligente y democrática.

Cuando pedimos el voto en 2011 sabíamos la que se nos venía encima. No sólo estábamos en crisis, sino que las recetas que ya se aplicaban se dirigían exclusivamente para hacernos pagar la factura del despilfarro y de la especulación financiera a los más débiles.

Fue por eso que, tras consultar con la plantilla a través de una ronda de asambleas, la afiliación de CCOO decidió firmar el Acuerdo-Convenio para garantizar, mediante un texto legal, un nivel satisfactorio de derechos en el marco de una crisis económica brutal. Luego llegó el “donde dije digo, digo Diego”…, y la respuesta en forma de amplio movimiento unitario, la Marea Negra, que obtuvo su primer éxito al lograr aparcar diferencias y abrir el camino a la colaboración entre los que somos de la misma condición. El resultado de esta estrategia lo vemos ahora, cuando empujados por la cercanía de las elecciones y el desafecto corren a devolvernos los derechos. Y nos los devuelven porque un día los tuvimos reconocidos en un texto legal que hemos sabido defender.

Han sido años en los que hemos trabajado duro con personas ejemplares. La movilización de los trabajadores y trabajadoras de MACSA y MADRIDEC, apoyados por todas las estructuras de nuestro Sindicato, consiguió derrumbar pretendidos EREs, injustos e ineficaces. Nuestros conductores municipales, y entre ellos los que tenían y tienen trabajo fijo, supieron priorizar la solidaridad con los interinos para que nadie fuera a la calle. O los jardineros y jardineras de CCOO, que tras desarrollar una larga lucha contra la privatización, consiguieron establecer lazos fraternales con la vecindad de San Blas y sus representantes, paralizando los planes de privatización del Parque de Torre Arias, hoy en gestión directa.

Han sido años de lucha y también de participación. Un total de 1.033 Asambleas hemos realizado. Y 19 consultas vinculantes en diferentes ámbitos. Siempre hemos respetado el resultado de las votaciones, y de esta forma hemos sido los únicos en manifestar de manera radical nuestra consideración hacia a aquellos a los que sabemos que tan sólo representamos.

El camino por delante es ahora nuestro empeño. La tarea es ingente. El cambio se presiente. Y las empleadas y empleados públicos, porque la población lo demanda, tenemos que empujar y hacerlo posible. Este es el principal hilo conductor de nuestras 112 propuestas incluidas en el Programa General que os adjuntamos: defender el Servicio Público, crear más y mejor empleo, recuperar derechos y avanzar, profesionalizar la Administración municipal impulsando la motivación y el compromiso de la plantilla.

Hace unos añ0s Pietro Ingrao dijo: “no basta con indignarse.” Nosotros queremos traduciros las palabras del viejo político y pensador de la izquierda italiana haciendo un llamamiento a la rebelión contra nuestros gestores. Acudiendo a votar el próximo 28 de abril les emplazaremos a sentarse de inmediato a la mesa de negociación. Por nuestra parte, los hombres y mujeres de CCOO leemos las palabras de Ingrao reafirmando nuestro activo compromiso histórico con la clase social a la que defendemos y a la que pretendemos sumar al cambio para recuperar la negociación colectiva y encontrar soluciones entre tod@s y para tod@s.
Porque OTRO AYUNTAMIENTO ES POSIBLE, vota CCOO.

Consulta nuestro PROGRAMA ELECTORAL Y BALANCE

 

Porque los funcionarios tenemos memoria…

http://www.ccooaytomadrid.es/boletin/marzo2015_36.html

  • ¿Alguien se puede creer que quien lleva años batallando por recortar nuestros derechos no lo siga intentando desde el ayuntamiento?
    La  autodenominada sexagenaria lideresa del PP de Madrid y recientemente nombrada candidata por su partido a la alcaldía  nunca ha ocultado su animadversión hacia la función pública. Con su espíritu neoliberal ha sido la principal impulsora de las privatizaciones llevadas a cabo en la Comunidad y los recortes a los trabajadores que de ella dependían. Alguien que lo lleva tan por bandera, no tendría ningún problema en  aplicarlo en el ayuntamiento que ahora pretende pilotar.
    Haciendo memoria, vemos que en el 2009 a la  ahora alcaldable-lideresa no le dolieron prendas en asegurar en un acto público que  “Es una vergüenza subir un 5% a los funcionarios el sueldo cuando 7.000 españoles va al paro cada día”. Este varapalo iba dedicado a Zapatero, a quien acusaba de no permitirle congelar los salarios. En su calidad de Presidenta de la Comunidad parece que no le competían las listas del paro, ella, evidentemente, estaba por encima del bien y del mal.

        Meses antes, en una respuesta a la oposición en la cámara regional, Aguirre se envalentonó y lanzó otro dardo: “si todos los españoles fueran funcionarios, habría colas, escasez, hambre, miseria y corrupción”. Sucinta frase que define muy bien, por si  aún teníamos alguna duda, lo que esta señora piensa de los trabajadores públicos.

Si seguimos repasando hemeroteca, el “buen querer” de Aguirre por los funcionarios no decae. En 2012, una vez que ya el gobierno de Zapatero  había congelado y recortado los salarios un 5% , nuestra protagonista se descolgó con un nuevo ataque, esta vez dirigido  a los empleados eventuales e interinos de la Comunidad a los que  también amenazó con despidos.

La gran demagoga se curaba en salud anunciando que ella misma cobraba un 17% menos que en 2008… ¡Pobre… así tenía problemas para pagar la luz de su “pequeño apartamento” ¿o era palacete?
En vista de los hechos, nos preguntamos qué es lo que nos espera si esta señora llega a coger el bastón de mando de Cibeles ¿Seguirá intentando adelgazar la administración a costa de los trabajadores?
En nuestra mano está que no lo consiga…